23 de noviembre de 2013

Audios revelan que Óscar López Meneses encubrió al ex ministro Víctor Malca


Audios revelan que Óscar López Meneses encubrió al ex ministro Víctor Malca

Síguenos en facebook


En el 2000, cuando el ex ministro fujimorista huyó a EE.UU. con sus hijos, el operador de Montesinos despistó a la Interpol sobre su paradero

FABIOLA TORRES LÓPEZ
Unidad de Investigación


En diciembre del 2000, cuando el prófugo ex ministro fujimorista huyó a Estados Unidos, el operador de Montesinos despistó a la Interpol sobre su paradero.

Óscar López Meneses encubrió al hoy prófugo ex ministro de Defensa Víctor Malca Villanueva, quien huyó del país cuando las autoridades detectaron su desbalance patrimonial de US$14 millones el 11 de diciembre del 2000, según audios inéditos de sus conversaciones telefónicas con su ex esposa Maribel Malca, registrados entre el 31 de diciembre de ese año y el 27 de enero del 2001.

Los audios a los que accedió El Comercio esta semana revelan cómo el ex yerno del general Malca se encargó de despistar a la Policía Internacional (Interpol) sobre el paradero del ex ministro y de tres de sus hijos escondidos en Estados Unidos. Lo hizo filtrando falsas informaciones a la prensa y alertando a los prófugos de las pistas certeras que ya tenían las autoridades de su presencia en ese país.

“Se están rompiendo la cabeza [con el paradero de Víctor Malca] porque Migraciones dice que está en Lima. Yo he pasado la voz que ha estado en el Círculo Militar jugando un partido de fulbito hace unos días. […] Lo único que sí me preocupa es que hay alguien allí donde tú te encuentras que está tirando dedo. Para que digan [en algunos periódicos] que pasó la Navidad en Estados Unidos con sus hijos es porque algún soplón hay allí, ¿sí o no?”, le advirtió a su ex esposa Maribel Malca el 31 de diciembre del 2000.

EL OPERADOR EN EL CONGRESO

A comienzos del 2001, derrumbado el régimen de Alberto Fujimori y convocadas las nuevas elecciones generales, López Meneses se las ingenió para mantener sus contactos políticos intactos, sobre todo en el Apra, porque calculaba que Alan García ganaría las elecciones y él estaría “bien ubicado” en ese gobierno. Esto se lo contó a políticos y amigos, como el entonces congresista Fernán Altuve, según sus diálogos telefónicos.

El operador de Vladimiro Montesinos también se valió de su cargo de asesor del entonces congresista fujimorista Jorge Polack para petardear a la comisión parlamentaria que investigó los delitos del ‘Doc’. Sobre todo cuando el presidente del Congreso, Carlos Ferrero Costa, presentó una iniciativa que buscaba acelerar los antejuicios políticos de los ex ministros denunciados por corrupción, un proyecto que nunca se concretó.

Pese a todo, López Meneses, el dentista que se jactaba de su cercanía con el Servicio de Inteligencia de Vladimiro Montesinos, nunca fue denunciado por el encubrimiento de un prófugo buscado por graves delitos de corrupción.

Sus conversaciones telefónicas registradas con su ex esposa, políticos y otros amigos se dieron justo días antes de que él mismo empezara a ser buscado por la justicia.

El 8 de febrero del 2001, tras la incautación de equipos de interceptación telefónica en los almacenes de Ramsa, López desapareció del mapa y no se supo de él hasta que la justicia lo encontró en Miami en el 2003 y lo deportó al Perú.
Lo cierto es que el paso del tiempo jugó a su favor porque su juicio por peculado, en el que fue sindicado como uno de los testaferros de Montesinos, prescribió el 19 de junio pasado.

“López Meneses se ha beneficiado con la prescripción de sus delitos. Si él encubrió a Víctor Malca, las salas que procesan al ex ministro como reo ausente pueden notificarlo para que dé cuenta por estos hechos”, opinó ayer el procurador anticorrupción Julio Arbizu.

El 15 de noviembre pasado, la Interpol reactivó la orden de captura contra Víctor Malca, quien fue visto por última vez en Alemania.

LA PRESCRIPCIÓN

Según el ex procurador anticorrupción José Ugaz, el delito de encubrimiento agravado de un prófugo de la justicia buscado por corrupción puede tener una pena máxima de 10 años.

Si Óscar López Meneses hubiese sido denunciado por estos hechos en el 2000, los cargos prescribirían en 15 años. Sin embargo, nunca fue denunciado por este delito.

MÁS AUDIOS

Más info :

No hay comentarios: