1 de noviembre de 2011

CUANDO LAS VERDADES DUELEN



Los hechos delictivos cometidos por el vicepresidente Omar Chehade tipificado como abusos de poder, tráfico de influencias, cohecho propio entre otros, merece el repudio del pueblo en general que daña la imagen del gobierno nacionalista y deja de lado la pregonado de combatir la corrupción. 

El ejemplo se empieza por casa señor Ollanta Humala, no solamente se dice a los cuatro vientos, aplíquela dentro de sus sobones y allegados que le vienen causando daño político, sino, empeorando la imagen del Congreso, porque su vice-presidente es congresista a la vez, y siempre lo diremos, éste es el peor Congreso de la historia, lleno de delincuentes, estafadores, lobistas, roba cable, comeoro, mata perro, roba agua, socios de bandas de narcotráfico, otros investigados por presuntos delitos de lavado de activos. 

De que gente adecuada políticamente, cultura, educación, profesionalismo estábamos hablando de éste Congreso? Es el peor lo repetimos, para eso queremos democracia para elegir a corruptos y mafiosos congresistas?


Los hechos del acontecer político que daña la imagen nacional e internacional del Parlamento y sus integrantes, Alejandro Toledo; alcahuete, concubino y cómplice político del acusado de los crímenes de Madre Mía como es Ollanta Humala, no abre la boca, calla en siete idiomas, no decía que él respaldaba la gobernabilidad y al presidente Ollanta, ahora, frente a los escándalos de Omar Chehade y que el pueblo peruano exige su inmediata RENUNCIA al cargo de vicepresidente y que la Comisión de Ética y la Fiscalía de la Nación vienen investigando el caso de tráfico de influencias demostrado y acreditado, le apliquen el peso con el rigor que merece y retirarle la inmunidad y sometido a los tribunales de ley. 

Comandante Ollanta Humala, en sus manos está de frenar la corrupción que pregona y le permitió ganarse muchos votos. Cumpla su promesa electoral y salve a su gobierno de la corrupción que está en su partido y peones en el Congreso.


La Comisión de Ética y Ministerio Público tiene en sus manos la oportunidad de demostrar imparcialidad y sin dejarse llevar por las influencias del poder o las prebendas que les puedan ofrecer y sin que les tiemble la majo ni se orinen en los pantalones, apliquen el verdadero peso de la ley al traficante de influencias, congresista y vicepresidente Omar Chehade, el pueblo pide justicia y si la hay, que se aplique a quien delinque. 

Cárcel para los corruptos, ojalá, esta medida serviría de ejemplo y escarmiento para que no se vuelva a repetir en la historia negra de éste vulgar y corrupto Parlamento. 

 Por lo menos, por la dignidad y el respeto de los lectores que votaron a favor de los congresistas de oposición, levanten las manos sin que les tiemble y no ser cómplices de los corruptos, aunque en las filas de oposición también hay mafiosos, pero están siendo investigados y mientras exista la presunción de inocencia, habrá que esperar que pasado con el tiempo que camina al ritmo de la tortuga coja, también reciban sanción ejemplar como la reciente roba cable y el comeoro, pero en el caso del sinvergüenza y cara dura de Omar Chehade, que más pruebas que los testimonios de los generales Raúl Salazar Director de la PNP, Abel Gamarra y Guillermo Arteta que confirman sobre el tráfico de influencias y asimismo la intromisión en la buena pro de la empresa ganadora del Tren Eléctrico, tal como lo confirmó el ex ministro Enrique Cornejo, quién señalo que Omar Chehade lo había visitado para influir sobre lo dicho. 

Está más claro que el agua. Ollanta tiene que detener la corrupción para que limpie el camino Nadine si quiere postular el 2016, es hora que la escoba empiece por Casa de Palacio con la caja chica a disposición de la Primera Dama, luego pasar escoba y fumigar el Congreso para combatir los roedores con cola larga que fungen de congresistas y llamados padres de la patria

(Por: Víctor Espinoza Poémape E-mail. tribunamunicipal@hotmail.com )

No hay comentarios: